En Finanzas

Cuando un empresario o consumidor escucha el término Buró de crédito, viene acompañado de incertidumbre pues tiene una connotación negativa. Se ha formado la idea errónea que debemos hacer casi cualquier cosa para evitar formar parte del Buró de Crédito y que si nuestro nombre aparece ahí, habrá problemas con nuestro historial crediticio.

Esta idea se encuentra sumamente arraigada en la población y como resultado han surgido una serie de empresas que, de manera engañosa, prometen eliminar nuestro nombre del Buró de crédito, por lo que antes de entrar en pánico, es necesario aclarar varios temas.

  • Realidad: ¡Todos estamos en el buró de crédito! ¿Cómo es esto posible si realizas tus pagos de forma puntual desde que tienes uso de razón?, esto es porque todos los que alguna vez hemos hecho uso de una línea de crédito, llámese tarjeta de crédito, créditos empresariales, hipotecarios, o automotrices, formamos parte del Buró de Crédito, por el simple hecho de haberlo adquirido; no importa su naturaleza.

  • Mito: el buró de crédito emite una calificación sobre mi capacidad de pago. La verdad es que no emiten una calificación de la liquidez o capacidad de pago, ni determina quién sí o quién no es aprobado para contratar un crédito, su campo de acción es la investigación. Quienes emiten una calificación son los bancos o entidades financieras, finalmente son ellos quienes otorgan una línea de crédito. La función del Buró es recopilar aquella información que las instituciones que otorgan créditos requieren para generar un perfil del solicitante del crédito, ya sea empresa o persona.

  • Mito: estar en el buró siempre es negativo. Lo negativo no es estar en el buró de crédito, sino nuestra relación y nuestro desempeño como agentes de crédito, ya sea de manera individual o como dueños de empresa. Es por ello que debemos utilizarlo manera responsable, teniendo en cuenta siempre nuestra liquidez y nuestra capacidad de pago, finalmente los únicos responsables de generar un perfil positivo o negativo son los consumidores con base en su desempeño financiero.

  • Realidad: el buró de crédito determina que tan confiable soy para que me otorguen un crédito. Lo positivo del Buró de Crédito es que proporciona herramientas que permiten determinar la posibilidad para obtener un préstamo, esto mediante un reporte que, a manera de diagnóstico, establece qué tanto se es confiable para obtener un préstamo. Este reporte puede realizarse cada año de manera gratuita y por una cantidad menor a 50 pesos permite hacer consultas adicionales y generar un reporte especial que tiene los siguientes elementos:
  1. El historial crediticio
  2. Permite conocer quién consulta el historial
  3. Se puede verificar que la información está correcta y al día

Entonces, ¿qué es en realidad el buró de crédito?

Es una empresa privada, constituida como una Sociedad de Información Crediticia que tiene el aval de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, del Banco de México y de la Comisión Bancaria y de Valores, encargada de recabar toda la información necesaria para formar un historial crediticio de personas y empresas.

En resumen, el buró de crédito:

  • No genera una lista negra o un boletín de deudores que se envía a todas las entidades financieras
  • No es una empresa del gobierno
  • No aprueba o niega créditos
  • Guarda la información de personas y empresas por 6 años

Los únicos responsables de generar un buen perfil crediticio son quienes contratan uno, ya sea una persona o una empresa. Formar parte del Buró de crédito es natural cuando se ha utilizado uno.

Publicaciones recomendadas

Déjanos tus comentarios